CONSEJOS PARA UNA BUENA PRÁCTICA

 

 

  • Viste ropa que te haga sentir cómodo y te permita libertad de movimiento.

 

  • Descálzate al entrar en la sala.

 

  • Libérate de las ataduras: deja en casa o en el vestuario todo lo que no necesites para practicar (móvil, bolsa, reloj, etc.).

 

  • Practica siempre con el estómago vacío.

 

  • Hidrátate adecuadamente durante el día.

 

  • Cuida tu olor corporal y evita los perfumes fuertes.

 

  • Llega puntual a la clase, una vez comenzada no se abrirá la puerta.

 

  • Comunica al profesor cualquier dolencia o molestia antes de empezar la clase.

 

  • Comenta tus dudas antes o después de cada clase.

 

  • Colabora para crear un ambiente meditativo dentro de la sala de práctica.